Masajes Majestic. Masajes Eróticos en el centro de Madrid. ¡LLÁMANOS POR TELÉFONO : 633 622 779!

Masaje Tantra Yoni, todo lo que debes saber

Filed in Sin categorizar | Posted by masajes on mayo 4, 2021

Masaje tántrico yoni

Seguramente habrás oído hablar del masaje Yoni, una técnica cada vez más conocida entre el gran público pero que sigue generando confusión.

¿Qué es el masaje Yoni?

Se trata de una intensa experiencia tántrica, que se desarrolla por medio de un masaje sensual y muy relajante, considerada por muchos como la más placentera de las prácticas del tantra.

El masaje Yoni se va a centrar en el órgano sexual femenino – en contraposición al masaje lingam, que se centra en el masculino – , por lo que puede llegar a provocar un placer muy intenso y orgasmos de gran magnitud. Sin embargo, es importante comprender que esta experiencia intensa e íntima no tiene per se el objetivo de alcanzar el orgasmo, aunque es cierto que el masaje Yoni puede llevar a él con facilidad.

El masaje tántrico Yoni tiene múltiples beneficios y su objetivo es lograr el máximo placer y relajación en la mujer.

Masajes tántricos: masaje Yoni y masaje Lingam 

Comencemos por aclarar algunos términos que pueden llegar a ser confusos en ocasiones. Para empezar, es fundamental saber que el Tantra es un conjunto de conocimientos y modos relacionados con la forma en la que un ser humano se relaciona con su propio cuerpo y en los encuentros de pareja.

Aprender sobre Tantra implica aumentar la propia consciencia del cuerpo y sus flujos energéticos, hasta alcanzar la capacidad de moldearlos y controlarlos en un recorrido que lleve hacia el placer consciente.

Tanto el masaje Yoni como el masaje Lingam son técnicas milenarias de masaje tántrico que deben ser realizadas por especialistas en  estas técnicas de masaje tántrico.

Por desgracia, a veces estos nombres son utilizados como reclamo publicitario para otro tipo de masajes o prácticas que nada tienen que ver con el universo tántrico, por lo que siempre conviene informarse bien sobre el centro de masajes al que vamos a acudir.

Por otra parte, una de las modalidades de masaje tántrico para hombres es el masaje Lingam. Este otro masaje se centra en las consideradas zonas sagradas del hombre. En el masaje Lingam se utiliza el propio cuerpo, sin acto sexual.

En definitiva, el masaje Yoni y el masaje Lingam pueden considerarse equivalentes entre mujer y hombre.

¿De dónde viene el término Yoni?

La palabra Yoni proviene del sánscrito, antigua lengua india y su significado literal es “portal sagrado», «espacio sagrado» o «templo sagrado», en alusión a la vagina.

Como ya hemos adelantado, una de las creencias erróneas comunes en torno al masaje Yoni es que su intención última es hacerte llegar al orgasmo. En este sentido es en el que los expertos en masaje tántrico tradicional tratan de advertir al público de la diferencia entre el masaje Yoni y algunos masajes sexuales. Si el único propósito de un masaje es alcanzar el clímax, entonces estaremos hablando de un masaje sexual, pero no necesariamente de un masaje Yoni.

El masaje Yoni va mucho más allá de una simple estimulación física. No nos engañemos, el orgasmo puede ocurrir de forma espontánea y con mucha facilidad en el masaje Yoni, pero eso no implica que su intención sea esa satisfacción inmediata. El masaje Yoni es algo mucho más profundo que va a ayudarte en tu vida sexual a largo plazo, haciéndote sentir más satisfecha a muchos niveles en todo lo relacionado con la esfera sexual.

Así, este masaje, enraizado en la técnica sexual tántrica, va a liberar tensiones y a aumentar el desarrollo de la sensibilidad en toda la zona genital, lo que no solo tiene consecuencias positivas a nivel sexual, sino que implica grandes beneficios en el plano emocional.

Muchas personas han llegado a aliviar algún trauma sexual gracias al empleo de las técnicas de masaje tántrico. Un masaje Yoni es una experiencia muy completa, que puede durar entre una y tres horas.

El masaje tántrico Yoni va a favorecer también las relaciones de pareja, ya que aumenta las emociones y las sensaciones y logra llevar a una vivencia de profunda unión. El masaje tántrico es entendido como muestra de respeto y amor, y las parejas iniciadas en el Tantra suelen aumentar su confianza mutua y la intensidad de sus encuentros sexuales.

¿En qué consiste el masaje Yoni? 

Los elementos que forman parte del masaje Yoni van a incluir tocar y respirar profundamente. El masaje Yoni puede incluir la penetración vaginal con el dedo de la masajista, siempre y cuando, naturalmente, la cliente de su consentimiento.

Al tratarse de una técnica milenaria, los profesionales deben estar muy bien entrenados, y no es extraño que cada uno pueda llevar a cabo la técnica con pequeñas variaciones. La mayoría van a empezar con un masaje de cuerpo completo que, una vez logre el efecto de relajación deseado, se irá reconduciendo hacia la vagina.

El masaje Yoni debe entenderse como una experiencia completa, en la que los clientes van a interactuar con su cuerpo como un todo. De ahí las diferencias individuales en el método de aplicación, que pueden ser distintas entre, por ejemplo, una persona que siente ansiedad o dolor durante el sexo, u otra que disfruta de él, pero no logra llegar al orgasmo.

Elementos como las respiraciones profundas, el aceite o el lubricante ayudan a ir creando la necesaria atmósfera de calma y comodidad.

Antes de empezar el masaje Yoni

Consentimientos y acuerdos con el masajista. Antes de iniciar un masaje tántrico los expertos siempre van a pedir permiso para las prácticas a realizar, por lo que nunca van a sobrepasar los límites que imponga el cliente.

Esto es algo que debe quedar claro desde el principio y que cualquier experto en tantra sabe aplicar desde el respeto más absoluto.

Creación del ambiente apropiado                                             

El masaje Yoni parte de un ambiente muy agradable de confort e intimidad. También la temperatura y el nivel de luz son muy importantes para que la mujer se sienta perfectamente relajada.

Facilitación del máximo estado de relajación

Desde el inicio, la masajista va a trabajar la relación de conexión, haciendo que fluya la comunicación no verbal y con gestos delicados, para que la propia cliente pueda sentirse segura sabiendo que sus indicaciones serán entendidas con facilidad.

La posición en el masaje Yoni

La mujer se va a colocar acostada, de un modo que se sienta muy cómoda, con una almohada bajo su cabeza que le permita ver la zona de sus genitales. Es frecuente también colocar una almohada bajo la cintura o la parte baja de la espalda, lo que ayuda a exponer la zona genital y aumenta la receptividad.

Las piernas van a colocarse abiertas con las rodillas ligeramente flexionadas, para que la masajista pueda situarse entre ellas cuando lo necesite. Normalmente la masajista suele estar arrodillada o sentada en posición de loto.

Masaje tántrico yoni

Pasos del masaje tántrico Yoni

  1. Tras el masaje general, con aceite relajante, normalmente, se va a verter o bien aceite o bien lubricante sobre el monte de venus y se hará llegar hasta los labios mayores o externos.
  2. El masaje de los labios mayores implica movimientos hacia arriba y hacia abajo con los dedos pulgar e índice de la masajista. Esta sabrá cuando la mujer está preparada para recibir este tipo de masaje, ya que una de las premisas del masaje tántrico es la de la calma y no precipitación. Cuando sea el momento adecuado pasará a los labios internos, realizando el mismo deslizamiento.
  3. Poco a poco se avanzará hacia el clítoris, que será acariciado con mucha suavidad en el sentido de las agujas del reloj, para después hacerlo en sentido contrario. La presión ejercida con el dedo pulgar e índice es clave en este tipo de masaje.
  4. A continuación, con la palma de la mano hacia arriba, se puede introducir el dedo medio de la mano derecha y masajear el interior para luego flexionarlo en un gesto como si se dijera «ven aquí». El uso de la mano derecha de la masajista se relaciona con la polaridad en el Tantra.
  5. Estamos ya en la fase de masaje del punto G, durante el cual, dependiendo de cada caso, podría introducirse también el dedo anular para lograr una mayor sensación de placer.

Estas fases pueden intercalarse, eliminarse o variarse según las necesidades de cada persona.

Beneficios terapéuticos del masaje Yoni

Además de los beneficios en las esferas sexual y emocional, el masaje Yoni aporta otros beneficios.

  • Uno de los más importantes, a nivel terapéutico, es la eliminación del dolor pélvico, ya que se va a trabajar la musculatura pélvica desde el interior.
  • El masaje Yoni beneficia también a los ciclos menstruales, acelerando el proceso de auto limpieza, lo que ayuda a prevenir infecciones.

En definitiva, el masaje Yoni, dentro de la tradición tántrica, ha ido ganando popularidad en los últimos años como recurso indicado para el bienestar de la vagina o la vulva, así como para mejorar la vida sexual de la mujer.

Según los expertos los grandes beneficios de la práctica del masaje Yoni tienen que ver con su toque exploratorio, que libera tensiones y aumenta la sensibilidad vaginal, logrando ya no solo disminuir la ansiedad, sino incluso solucionar traumas sexuales pasados.

Recuerda que en Majestic puedes probar nuestra versión del masaje yoni en el centro de Madrid.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat